Salmorejo de pepino y aguacate

Soy muy fan de las sopas frías, y en cuanto empieza el buen tiempo no puedo resistirme a preparar siempre una en mi sesión de batchcooking semanal. Si te pasa como a mi, seguro que en tu nevera suele haber gazpacho o salmorejo, y es que son muy socorridos en verano, ¿no te parece? Pero, ¡hay vida más allá de las sopas frías a base de tomate! Y es una vida deliciosa 🙂

Si practicas una alimentación baja en carbohidratos o estás tratando de evitar las solanáceas (son muy inflamatorias), esta receta de gazpacho de pepino y aguacate te va a encantar. Es fresca, ligera y lleva aguacate…¿se puede pedir más? Ya sabes que el aguacate es fantástico por su contenido en grasas saludables, y está delicioso.

A la hora de servirlo, bien fresquito, no te olvides de los toppings saludables, como en el gazpacho tradicional. Puedes añadirle semillas, daditos de pepino o un chorrito de crema de almendras o tahini integral de Naturseed: querdará muy cremoso y aún más nutritivo.

Recuerda que tienes un 15% de descuento en toda la web de Naturseed usando mi código VERONICAMAS. 

Os dejo con la receta del Salmorejo de pepino y aguacate, seguro que se convierte en uno de los favoritos del verano.

 

 

 

Ingredientes
  •  1 aguacate maduro (o 1 y medio si son pequeños)
  • 1 pepino holandés
  • 1/2 cebolla blanca pequeña
  • 1/2 pimiento verde pequeño
  • 1 puñado de cilantro
  • 1 limón 
  • 1 diente de ajo
  • AOVE
  • Crema de almendras o tahini Naturseed
  • Sal y pimienta negra

Paso a paso

N

Paso 1: Lava bien las verduras, deja el pepino con piel y pela la cebolla.

N

Paso 2: Pela el limón, y retira también la parte blanca.

N

Paso 3: En una batidora potente o procesador tipo Thermomix, ve echando todos los alimentos excepto el aceite y la crema de almendras o tahini, y tritura a máxima potencia.

N

Paso 4: Corrige la densidad, añadiendo agua poco a poco, y también de sabor, añadiendo la sal y la pimienta. 

N

Paso 5: Cuando tenga la densidad adecuada, ve echando el aceite de oliva despacio al tiempo que bates, para que emulsione y quede cremoso. 

N

Paso 5: Reserva en la nevera para servir fresquito, y no te olvides de añadirle toppings saludables como trocitos de pepino o semillas. Puedes añadir también tahini o crema de almendras, para que quede aún más cremoso.