Bizcocho vegano de chocolate  

Hoy te traigo un bizcocho vegano de chocolate: sin huevo, sin mantequilla, sin leche. Perfecto si, por cuestiones éticas o de salud, sigues este tipo de alimentación, donde no hay cabida a los alimentos de origen animal. Pero también perfecta opción si de repente te has quedado sin huevos o sin leche en la nevera  pero tienes antojazo de algo dulce, delicioso y saludable.

Y aprovecho también para hablaros de las propiedades del cacao, que son muchas:de hecho podemos decir que el cacao es un «superalimento». Contiene más de 50 nutrientes, entre los que destacan  fibra, vitaminas, minerales (es muy rico en magnesio y hierro), y también polifenoles, que tienen propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, y que reducen la tensión arterial y protegen del colesterol malo (LDL). 

No obstante, hay que mirar bien a la hora de comprarlo, ya que no todos los cacaos son iguales: los hay puros y otros sometidos a tratamientos químicos que le hacen perder  hasta un 60 por ciento de los flavonoides, compuesto de los polifenoles, que son los responsables del efecto antioxidante.

Por tanto, elige un buen cacao en polvo, que sea puro (debe ponerlo en la etiqueta), y preferiblemente ecológico.

 

 

Ingredientes
  • 200 gr de harina de espelta integral
  • 80 gr de azúcar de coco o panela
  • 40 gr de pasas o arándanos deshidratados
  • medio sobre de levadura
  • 40 gr de cacao en polvo sin azúcar (puro y ecológico)
  • 1 cucharadita rasa de bicarbonato
  • 250 gr de leche vegetal (yo usé de arroz y plátano de la marca @amandin)
  • 80 gr de aceite de oliva virgen 
  • perlas o pepitas de chocolate para decorar

Paso a paso

N

Paso 1
Precalienta el horno a 220 grados. Forra el molde con papel de horno.

 

N

Paso 2
En un procesador de alimentos, tritura la harina, el azúcar, las pasas, el cacao y el bicarbonato. Si lo haces en la thermomix o similar hazlo a velocidad 5 durante 10-15 segundos. Si no tienes procesador, simplemente mezcla en un bol todos los ingredientes secos (sin las pasas).

 

 

N

Paso 3
Si lo estás haciendo en un procesador de alimentos, añade ahora la leche y el aceite y mezcla bien (a velocidad 6 en la thermomix, durante 30 segundos, parando a mitad para bajar lo que se sube a las paredes). Si no tienes procesador, en un vaso de batidora bate la leche, el aceite y las pasas; y une ahora las dos masas (la líquida y la seca), integrándolas bien

 

N

Paso 4
Vuelca la masa a un molde. Coloca si quieres las pepitas de chocolate por encima (también puedes poner nueces, almendras fileteadas…) y hornea durante 40 minutos a 200 grados, poniendo la bandeja a mitad altura del horno, con calor arriba y abajo.

 

N

Paso 5
Retira del horno y deja reposar 10 minutos antes de desmoldarlo. Desmolda sobre una rejilla y deja enfriar antes de degustarlo despacito y saboreando este dulce momento que te estás dedicando.